Bárcenas forma parte del PP

Aunque le pese a la dirigencia conservadora. La coincidencia de un aniversario del asesinato de Miguel Ángel Blanco con la inminente cita de Bárcenas ante el juez generó mucho despeje de balones, encabezado por el carismático González Pons. Este superviviente del campsismo valenciano —cuya vida se perdonó como contrapeso de una eventual insurrección del neo-fabrismo— no escatimó en verborragia para desvincular a Bárcenas del PP mientras ensalzaba el sacrificio de Blanco en 1997 como un auténtico símbolo del espíritu PP.

Nada más lejos de la realidad, si se tiene en cuenta que además de ejercer durante 20 años un cargo técnico-administrativo (Tesorero), Bárcenas también ejerció uno político (Senador). Pons, Flores, Cospedal y otros eventuales portavoces de distintas ramas del partido conservador, han coincidido en restar valor a comentarios de su ex-Tesorero así como a filtraciones de las investigaciones del caso.  Pero, ¿qué nombre debería llevar este caso?

En principio debería ser “caso Bárcenas” aunque cada vez fueron convergiendo los movimientos de dinero con las actuaciones de empresas vinculadas a la “trama Gürtel”. Y aunque mal le pese al PP, Gürtel y Bárcenas son dos nombres fuertemente vinculados a la estructura del partido.

Luis Bárcenas - PPDesde el primer cimbronazo de la era Aznar —aquel caso Naseiro que se archivó por defectos de forma— la sombra de la financiación ilegal siempre ha sobrevolado sobre el PP, al que acompaña una práctica similar en el PSOE (caso Filesa, que con sus 15 millones de euros recaudados parece hoy un mal chiste comparado con el eje Gürtel-Bárcenas).

Pero cada época tuvo sus vacas gordas en proporción. Y un componente de gravedad del caso Bárcenas es la práctica continuada del método de recaudación ilegal. Ese sobrecoste financiado por toda la ciudadanía —puesto que se cargaba en facturaciones a distintos niveles de la Administración— alimenta la gran separación existente entre la ciudadanía y la credibilidad que en ella deberían despertar las grandes formaciones políticas.

El Sr. Rajoy debería ya interrumpir su enfoque impertinente hacia la prensa y responder con palabras y con hechos a los interrogantes y las exigencias de información que le presenta la ciudadanía. Si él y los popes del PP se llenan la boca con la palabra democracia y dicen practicarla, deben abandonar inmediatamente muchas actitudes que rayan peligrosamente en la autocracia paternalista de otras épocas. • D.L.

Related Post

2 thoughts on “Bárcenas forma parte del PP”

  1. Creo que el enfoque que asume Rajoy, y la dirigencia del PP es un enfoque de avestruz, de esconder la cabeza en la tierra para no asumir y enfrentar la indencencia de un modelo de financiación que es todo menos transparente.
    Sería necesaria una toma de conciencia de que la política del insulto y del "y tú más", cansa a la ciudadanía. Aunque a veces me pregunto, ¿Dónde está esa ciudadanía hastiada de la corrupción cuando hay elecciones? ¿Hasta cuando seremos testigos impasibles de esta ceremonia de la inmoralidad política?¿es que no es tan preocupante un gobierno corrupto como un electorado cómplice por la pasividad?

  2. No puedo entender la actitud de una ciudadanía que permanece pasiva ante esta ceremonia de la corrupción. Asumir que "todos roban" es lo mismo que decir que uno mismo es capaz de robar. Solo un pueblo inmoral vota a politicos inmorales.
    Luego nos quejamos por los rincones, rumiando como vacas a la espera del matadero… Alucina escuchar a Rajoy, Cospedal y Gonzalez Pons alardear de honestidad cuando están saliendo a la luz todas sus miserias (o sus míserables riquezas… esas que no existen a la hora de cubrir los gastos de la Ley de Dependencia, o la educación de nuestros hijos).-

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *


*